Sir Richard Branson hizo sonrojar la pasada semana a gran parte de la burocracia de la Organización de Naciones Unidas...

El Caballero Verde Marihuana

Escrito por el . Publicado en Actualidad

4.4583333333333 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Valoración 4.46 (12 Votos)

 

Sir Richard Branson hizo sonrojar la pasada semana a gran parte de la burocracia de la Organización de Naciones Unidas.

La mayor organización internacional y orgullosamente garante de los derechos humanos quedó otra vez en entredicho cuando el Caballero británico hizo público el documento resumen de la reunión informativa de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC). Un documento original que concluye de la siguiente manera: “Los convenios internacionales sobre control de drogas no imponen a los Estados Miembros la obligación de criminalizar la posesión y el consumo de drogas. Los Estados Miembros deberán considerar la aplicación de medidas para promover el derecho a la salud y reducir la sobrepoblación carcelaria, incluyendo la despenalización del consumo y la posesión”. Un documento al que rápidamente la UNODC ha quitado relevancia a través de un breve comunicado en el cuál destacaba: “Ha habido un desafortunado malentendido sobre la naturaleza e intención de este documento de la reunión informativa”.

Sir Richard

La historia de nuestro caballero no deja de ser espectacular. En 1970 funda la tienda de discos Virgin que actualmente es un conglomerado multinacional compuesto por más de 400 empresas de sectores muy diversos: aerolíneas, compañía de telefonía móvil, ferrocarriles, refrescos, combustible, turismo espacial, servicios sanitarios, financieros, robótica y una escudería de coches de carreras entre otras muchas. Esta prolífica tendencia al emprendimiento llevó a la Reina Isabel II a proponerle como Caballero por sus servicios al “espíritu emprendedor” británico. Pero ni siquiera 400 empresas lograron apaciguar al excéntrico magnate y su espíritu emprendedor, también es el autor de un best-seller internacional: “Losing my virginity”, ha intentado en varias ocasiones romper records en diferentes disciplinas y es un defensor de múltiples causas sociales y humanitarias. Cabe destacar su participación en la concepción del grupo llamado The Elders, junto a personalidades de la talla de Nelson Mandela o el ex Secretario General de Naciones Unidas, Kofi Annan. Un grupo de personalidades mundiales que pretende convertirse en asesor de los gobiernos del planeta para trabajar juntos por la paz y los derechos humanos. Otras causas que nuestro Caballero apoya: la desaparición y la explotación de niños y niñas, la lucha contra el calentamiento global, la lucha contra el hambre, la eliminación de todas las armas nucleares, por los derechos de los colectivos LGTB y contra la pena de muerte. Toda una vida de éxitos empresariales y compromiso. Aunque hoy nos centramos en otra de sus causas más conocidas: su compromiso por un cambio de política de drogas mundial.

El Caballero Verde

En 2011 Sir Richard se integra en la Comisión Global sobre Drogas, hermana mayor de la que hasta entonces se denominó Iniciativa Latinoamericana sobre Drogas compuesta por personalidades y ex presidentes del continente americano. La Comisión da el salto a nivel mundial y rápidamente se consolida como uno de los lobbys más importantes en favor de una nueva política de drogas. Entre los comisionados se encuentran algunos de los compañeros de Branson en The Elders, el ex presidente de Brasil, Fernando Henrique Cardoso y el ex presidente mexicano Ernesto Zedillo, ambos fundadores de la Iniciativa y posteriormente de la Comisión. En este año Branson empieza su activismo explícito en torno al tema de una nueva política de drogas. En 2012 su hijo, Sam Branson, produce un documental que será la punta de lanza de una campaña mundial con el mismo objetivo: “Breaking the taboo”. Una campaña multimedia que a través de entrevistas a personalidades, muchas de ellas integradas en la Comisión Global sobre Drogas, intenta concienciar a la opinión pública en torno a varios objetivos: acabar con la prohibición de la marihuana, no perseguir el consumo de drogas, dar jeringuillas limpias a los adictos a la heroína, tratar las adicciones desde un punto de vista médico y explorar las opciones para regularizar un mercado legal para las drogas. Su última acción la conocimos en estos días con la filtración del documento de la UNODC.

Verde Marihuana

Para entender todas estas acciones no podemos perder de vista un próximo evento: la Sesión Especial de la Asamblea General de las Naciones Unidas (UNGASS) que el próximo 18 de abril, después de 18 años, vuelve a debatir sobre drogas. A nuestro empresario, magnate, filántropo y caballero no se le escapa esta fecha/oportunidad y en el comunicado publicado en la página de Virgin y actualizado después de la respuesta de la UNODC Branson desvela su objetivo: “Espero que esta revolucionaria noticia empodere y permita a todos los gobiernos, incluyendo el Reino Unido, hacer las cosas bien y considerar un cambio en la política de drogas. Ante las pruebas aplastantes, opiniones de expertos de Naciones Unidas y las leyes internacionales sobre derechos humanos, no es la despenalización la que envía un mensaje negativo, es la continua negación para aceptar, revisar o discutir la reforma de la política de drogas”.

Ante algunos titulares posteriores a la publicación que afirmaban que Sir Richard Branson se equivocó al publicar el informe de la UNODC, tengo la certeza que nuestro Caballero no erró, al contrario, tiene muy claro cuál es su papel como lobby de cara a esta próxima reunión y está jugando sus cartas para alcanzar los objetivos propuestos. Ahora es el momento, no creo que el mundo pueda aguantar otros 18 años sin revisar la política de drogas actual y la multitud de gravísimos problemas que trae consigo.