Entrevista a Cheryl Shuman reina de la marihuana en Beverly Hills

Cheryl Shuman: " La marihuana me hace mejor mujer y mejor ser humano"

Escrito por .

3.5416666666667 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Valoración 3.54 (12 Votos)

 

Gracias al trabajo de Laura Rueda tenemos el privilegio de publicar esta entrevista a Cheryl Shuman gran activista y mujer emprendedora en el mundo del cannabis, pero queremos precisar que no compartimos la visión que ella nos cuenta de que la marihuana cure el cáncer. Lo que ella aquì nos cuenta es su experiencia personal. Por el momento se estàn llevando a cabo muchas investigaciones al respecto, pero todavía no se dan casos acertados de cura de cancer gracias al uso de la marihuana y es nuestro deber puntualizarlo.

Hablamos con Cheryl Shuman, la Reina del Cannabis de Beverly Hills

“Construye tu éxito empresarial en torno a algo que te gusta, algo que sea intrínsecamente interesante para ti". Esa es una cita de Martha Stewart, una exitosa empresaria estadounidense con la que mucha gente compara a nuestra protagonista de hoy: Cheryl Shuman. En su caso, esta frase es totalmente verdadera. La Reina de Cannabis de Beverly Hills descubrió cómo construir su imperio alrededor del cannabis.

Tardé seis meses enconseguir una llamada de Skype con Cheryl Shuman. La contacté por primera vez en abril del año pasado, pero una serie de desafortunados acontecimientos en su vida retrasaron nuestro encuentro. Además de ser una empresaria de éxito con una ocupada vida profesional, dos incidentes la dejaron fuera de juego durante unos meses: la muerte de su madre primero y que poco después fue atropellada por un coche. Finalmente, en septiembre pudimos hablar de su fascinante vida. Cheryl es una amante platónica de nuestro país y, aunque nunca lo ha visitado, durante la entrevista confesó que lo tiene en sus planes futuros. Cuando hablamos se encontraba en Buena Vista, Ohio,el lugar donde nació. Aunque actualmente vive en Beverly Hills.

Cheryl Shuman: No estoy maquillada, estaba relajada en casa. Espero que no te importe y que no necesites una imagen para tu entrevista.

Laura Rueda: No te preocupes, es una reunión informal. Sólo necesito que me cuentes tu historia por voz, no necesitamos maquillaje.

Había preparado un cuestionario enorme con curiosidades que tengo sobre su vida, pero ella usó una simple pregunta para comenzar su historia y casi habló sin parar hasta el final.

Cherlyl Shuman: ¿Has visto todo lo que ha estado pasando en mi vida últimamente? ¡Qué año más loco! Viajé más de 3.000 kilómetros el año pasado, literalmente,a través de todo el mundo. Y entonces mi mamá cayó enferma. Dijeron que tenía un tumor pequeño, pero justo después murió. Y pensé, ¿por qué? ¿Por qué he salvado a miles de personas de todo el mundo, y no puedo salvar a mi madre? La primera cosa que sentí fue que no podemos parar nunca. En la comunidad de marihuana medicinal tenemos que asegurarnos de que la gente consiga la medicina que necesita. La muerte de mi madre fue completamente devastadora, pero al mismo tiempo, una vez que pasé el luto, me empoderó para trabajar mucho más duro, para vivir bien y para demostrar que su vida ha dejado una huella que importa. Así que ha sido muy raro.

Y me atropelló un coche y, no mucha gente lo sabe porque no compartí la noticia, pero cuando me hicieron las pruebas para ver si tenía alguna fractura encontraron una enorme masa en mi hígado. Tengo una masa de once centímetros que cubre mi hígado y tenían miedo de que se escapara, así que volví a Ohio para una colonoscopia de rutina y encontraron tumores. Lo bueno es que no necesito quimioterapia pero esto sólo me demostró que tenemos que ser constantes. Es mi propio cuerpo y ni siquiera te das cuenta de lo que está pasando. Ahora me siento bien, me siento valiente.

Laura Rueda: ¿Por qué te convertiste en activista cannábica? ¿Tiene que ver con el cáncer que sufriste?

Cherlyl Shuman: Hace diez años exactamente me diagnosticaron cáncer de ovario. Y fue entonces cuando tomé la decisión de usar cannabis medicinal. Cuando le mencioné esto a mi médico hace una década, informó a mi compañía de seguros y perdí mi seguro. Así que durante diez años he estado sin seguro, debido a un asunto que tiene que ver conla legislación federal. Pero ayer fue muy curioso para mí porque me atendió un nuevo médico, que acaba de graduarse. Es como un cirujano hepático número uno, ya que es uno de los mejores con mi enfermedad. Y lo que me encantó es que fue súper amable cuando me preguntó cuál fue el tratamiento que seguí cuando tuve cáncer en el pasado. Le dije que usé cannabis medicinal y se comportó de manera natural. Me impresionó porque tenía tanto miedo de volver a mi estado natal que estuve 8 años sin volver porque estaba demasiado asustada.

La otra cosa es que, cuando eres consumidor de cannabis, sobre todo cuando eres consumidor habitual, el cannabis permanece en tu cuerpo durante 30 días y puede dar positivo en THC. Así que si conduces un coche de alquiler o estás pasando a través de un control de seguridad en una frontera, puedes ir a la cárcel. Y una de mis mayores preocupaciones ha sido siempre estar en un país extranjero en alguna parte del mundo y estar expuesta a lo que pasará porque alguien ha decidido tomar una muestra. Porque no todo el mundo es amable. Quiero decir, gracias a Dios esto está cambiando y creo que gran parte del trabajo que he hecho ha sido fundamental para ese cambio. Así que ha sido interesante para mí evaluar la vida de mi madre. Creo que cuando alguien muy cercano a ti muere y sobre todo de cáncer de hígado, teniendo en cuenta que yo también tengo problemas de hígado, te hace pensar en cómo vas a morir todo el tiempo. Y luego, irónicamente, hace menos de una semana, la marihuana medicinal finalmente pasó a ser legal en mi estado natal y ahora puedo estar aquí sin tener miedo.

Durante años, años y años tuve miedo de coger un avión y venir hasta aquí porque la ciudad donde nací y me crié pertenece al condado más pobre de todo el país, hay más personas en asistencia social y gubernamental que en cualquier otro lugar del país. Incluso yo, nací y crecí sin agua corriente ni electricidad hasta los 14 años. La mayoría de la gente aquí vive en condiciones de pobreza de tercer grado. Nadie se da cuenta de que eso sucede en América. Una de las cosas que realmente me entusiasman es que el mercado es legal aquí ahora y podemos ayudar a construir. Y es mi esperanza y mi sueño para reconstruir mi ciudad natal y traer el comercio para hacer que mi propia ciudad sea un destino turístico cannábico en Ohio. No sé si podré hacerlo, pero ese es mi plan.

Laura Rueda: ¿Cómo recuerdas tu infancia en Ohio?

Cherlyl Shuman: Recuerdo mi época escolar. Cuando vas a una escuale privada nadie sabe cuánto dinero tiene tu familia porque todo el mundo lleva un uniforme. Sin embargo, me acuerdo del día en el que aprendí la diferencia entre ricos y pobres. Yo era la chica nueva, así que todo el mundo tenía curiosidad por saber cuál erami historia, de dónde venía y blablabla... Les dije que vivía en Buena Vista, que es una pequeña aldea junto al río. Y dijeron asombrados, “¿dónde has comprado tu uniforme?”, y yo les respondí “En una tienda de segunda mano”. Yo estaba súper orgullosaporque gané todo este dinero a los 12 años para pagar mi educación. Y entonces noté que había unas chicas que no me dejaban sentarme en su mesa. Les pregunté que por qué no y me dijeron "porque eres pobre". Yo nunca había escuchado la palabra "pobre"hasta ese momento. Porque en mi pueblo si tienes familia y comida ya eres rico, ese era nuestro sistema de valores. Cuando oí la palabra pobre, pensé ¿qué se supone que significa eso? Recuerdo ir con la hermana Daphne a la biblioteca y buscar la palabra “pobre”. Una de las acepciones era "alguien que carece de posesiones materiales". Y pensé, wow, eso no es tan malo. (Risas) Otra de las chicas excluidas de la clase era una chica afroamericana y hoy en día seguimos siendo amigas. Es gracioso, hablamos mucho de eso.

Laura Rueda: Háblame del proceso de consumo de cannabis durante el tratamiento del cáncer de ovario

Cherlyl Shuman: En 2006 los médicos me diagnosticaron y me dijeron que moriría antes de mi cumpleaños en marzo. Hice todos los arreglos para mi funeral, memorial y cremación. De hecho, mi calidad de vida se volvió tan pobre que solicité una especie de suicidio, lo cual es legal en Oregon, porque mi riñón y mi colon dejaron de funcionar y no comí nada en meses. Solía ​​tomar 27 fármacos a diario. Recuerdo cuando me desperté ese día y me dije"todavía estoy viva, tal vez haya una oportunidad". Los médicos dijeron que habría muerto por mi cumpleaños, pero era mi cumpleaños y todavía estaba viva. Así que me motivé mucho ese día y le dije a mi hija que me trajera mi portátil. Había olvidado que me había hecho una cuenta en Match.com, un sitio de citas que te garantiza encontrar el amor de forma online. Volví a conectar con un amigo mío de la escuela secundaria y comenzó a visitarme en el hospital. Me contó que su hermana estaba cultivando marihuana medicinal en California.

shuman 2

Me dijo que estaban trabajando en dos cepas y que estaban curando algunos tipos de cáncer**. Así que me invitó a visitar a su familia y su hermana me trajo un poco de su cannabis. Cuando lo tomé no sé qué le pasó con mi cuerpo, pero noté que algo estaba funcionando. Pasé de estar supuestamente muerta en 30 días a trabajar y ir al baño por mí misma. Fue literalmente como renacer. ¡Así que para mí es un milagro! Pero en realidad no es un milagro, es ciencia, es medicina que realmente funciona. Le dije a mis hijas "Quiero ser pública con este tema, la gente necesita saber, ellos necesitan entender lo importante que es".

Laura Rueda: Supongo que a mediados de los años 2000 no muchos creerían en el poder de la marihuana para uso medicinal e incluso muchos pensarían que su uso era peligroso.

Cherlyl Shuman: En 2007 nadie hablaba de cannabis, nadie. No era la corriente principal. Mis hijas estaban muy asustadas diciendo "mamá, la genteva a tratar de hacerte daño, van a tratar de calumniarte, van a tratar de culparte. No diga nada sobre el cannabis". Comencé a hacer una investigación y se dieron cuenta de que había un montón de pacientes que consumían cannabis en los canales de Youtube diciendo "No sé qué pasa, pero esto parece estar funcionando". Y, no me malinterpretes, me encantan todas las celebridades que conozco y la alfombra roja. Pero al final del día me pregunto, ¿qué significado tiene realmente mi vida?¿Cuáles son los momentos más memorables de mi vida?¿Por qué seré recordada por mi trabajo?Y no quieroser solo recordada por ser la invitada de alguna celebridad. Eso funciona por un tiempo. Es divertido y todo eso, pero no es dejar un legado que merezca la pena, que trascienda. Creo en un ser espiritual, y el trabajo que hacemos en ese ser espiritual tiene valores. Investigué mucho y encontré la figura de una mujer de la alta sociedad en la década de 1930 a la que se le atribuyó acabar con la prohibición del alcohol con algunos de sus amigos de la alta sociedad. Tengo amigos de la alta sociedad, tengo amigos de los medios de comunicación, tengo amigos famosos ... ¿Por qué no puedo levantar la prohibición de la marihuana?

Cuando comencé a investigar la historia del cannabis descubrí que había sido legal en las farmacias durante muchos de años. Egipcios, latinoamericanos, incluso se vendía en las farmacias norteamericanas en 1937. En aquellos díasel cannabis era como una cura milagrosa. Y en ese momento fue cuando el gobierno empezó a demonizar a la gente de color: latinos, negros, etc. Este es el problema del estigma que impone la sociedad a la gente pobre. Pensé en mi trabajo de creación de estrategias en los medios con las celebridades. Y decidí que en primer lugar iba a empezar a llamarlo cannabis, porque la marihuana era el término de argot que el gobierno usaba para demonizar a negros y latinos: "Ustedes son hombres negros que consumen marihuana, ustedes violaron a nuestras mujeres". Y dije, eso no es cierto. Y para salir del armario, creo que es muy similar a la comunidad LGTBQI y soy una firme creyente en la igualdad de derechos para todos los seres humanos. Creo que todos debemos ser libres para hacer lo que queremos con nuestros cuerpos: si queremos tener hijos o no, definitivamente soy pro aborto, pro matrimonio homosexual. Como seres humanos todos deberíamos tener derechos.

Laura Rueda: ¿Cómo teconvertiste en una mujer de negocios del sector cannábico?

Cherlyl Shuman:Quería mostrar que el cannabis podría convertirse en un negocio legítimo. Por aquel entonces no había industria cannábica. No existía. En ese momento solo había un estado, California. Así que pensé que, en lugar de estar avergonzada y en vez de quedarme quieta mientras era condenada, iba a defender mi causa orgullosa. 

 Recuerdo mi primera vez haciendo videos para compartir con la gente, "hola, me llamo Cheryl Shuman y estoy usando cannabis". Yo fumaba marihuana abiertamente y era muy escandaloso. Una periodista, Nicolaus Medina, de CBS News me llamó un día y le dije, ¿cómo puedo ayudarle? Y ella dijo: "He oído que eres una mujer que fuma cannabis". Y yo le dije, "sí, ¿y qué?"Ella respondió “me han dicho que estás dispuesta a hacerlo frente a la cámara". Y dije, "claro, puedo hacer eso". Ella me respondió que la mayoría de las mujeres cultas en estos días no fuman cannabis. Le expliqué que la mayoría de las mujeres cultas de hoy en día lo están bebiéndolo en zumos o comiéndolo, haciendo leche infusionada de cannabis o vaporizándolo. Le expliqué que había muchos otros caminos distintos. Y ella me respondió sorprendida, "¿qué?" Y yo le dije, “¡Oh, sí, hermana! Tengo una reunión el jueves, así que si quieres, ¿por qué no te unes? Somos el club de “madres de la marihuana de Beverly Hills, un grupo de apoyo con otras mujeres que sienten que la marihuana las hace mejores mamás ". Y ella respondió muy sorprendida: “¡Dios mío, eso es delicioso!” Nunca había visto nada similar. Así que le expliqué que había empezado la primera revista de cannabis para la industria legal, que tenía un par de series de DVD y una película en desarrollo. Además de mi propia línea de productos y un club privado de cannabis en Beverly Hill para la Alta Sociedad.

shuman 4

Y ella me dijo: "Con todas las cosas que haces, eres como la Martha Stuart de la marihuana. ¿Sería justo decir eso? "Y yo le dije que sí, claro. (Risas). Me preguntó: "¿Qué hace la marihuana por ti?" Y le contesté: "Es muy sencillo, la marihuana me hace una mujer mejor, un ser humano mejor". Y esta entrevista se emitió a nivel nacional y mucha gente descubrió que yo era una dama de la marihuana en Beverlly Hills, California. En el reportaje aparecíamos mujeres del club de las madres de la marihuana. Ellas aparecían fumando marihuana, mientras que los niños estaban jugando y era una imagen perfectamente normal. Bueno, es que es normal, así que normalizamos. Después me llegó basura de todo tipo de gente diciendo, "esa mujer es el mal, está tratando de convertir a estas mujeres en zombies". No, eso no es verdad.

Laura Rueda: Gracias a personas como tú hemos logrado mucho, pero todavía hay un estigma en la sociedad sobre la marihuana en los Estados Unidos y el mercado negro.

Cherlyl Shuman: Sí, y luego está el comercio ilegal y la gente que quiere mantenerlo así para ganar miles de dólares con el mercado ilegal. Y también dicen, “¿quién mierda es esta perra de Beverlly Hills?” Ya sabes, al estilongster. Recuerdo cuando empecé a hacer apariciones públicas y las calumnias que recibí en Internet. Alguna gente me llamó asesina skunk porque decían que el cannabis puede matar. Así que yo me dediqué a trabajar duro para que el cannabis fuera un éxito y para que la gente lo viera sin el estigma. Ha sido interesante porque, aunque he conseguido cosas positivas, también he recibido una gran cantidad de odio y amenazas. Estos comentarios no me afectaron porque yo sé cuál es la verdad. Y sabía que iba a estar ahí cuando la verdad saliera porque soy la mujer más fuerte del mundo cuando hablamos de este tema y no hay nada que me detenga de esta misión.

El cannabis no puede entenderse en las empresas tradicionales. Por ejemplo, no se nos permite publicitarnos en LA Times o en Vanity Fair. Así que, cuando comencé con mi propia revista, pasé de tener cero dólares a ganar 6,8 millones en solo 18 meses. Y hubo un par de cosas que descubrí muy, muy rápidamente, que son muy importantes para el crecimiento del cannabis. En primer lugar, que la mayoría de las personas que consumen cannabis abiertamente son personas que han estado enfermas, algunas de ellas gravemente enfermas, o que tienen un amigo, una madre o una hermana, o una esposa, una hija o un niño que ha sufrido.Y cuando vives en primera persona esa situación, no me importa si eres republicano o si eres un prohibicionista. Si esto te sucede a ti o a tu familia, haces cualquier cosa para tratar de salvar sus vidas.

He hablado en reuniones de 10 personas y también en multitudes de 350.000 personas.Y he podido ver en los ojos de la gente cómo la mayoría de ellos habían comprobado en primera persona el poder de esta planta. Hasta hace poco habían tenido miedo de hablar de ello en público.Yo les expliqué que esto le pasaba también al colectivo gay y que estaban saliendo del armario. Porque hoy la gente de LGTBQI podía ser su hermana, su hermano, igual que los consumidores de cannabis, pero que aún hay mucho miedo. Mi actitud es mantenerme orgullosa, ser una guerrera. Somos líderesy llegaremos a la tierra prometida, si nos mantenemos fuertes y nos mantenemos unidos El secreto es cuando alguien tiene una experiencia personal que la compromete con el cannabis.

Laura Rueda: ¿Cómo empezó el Club de Cannabis de Beverly Hills?

Cherlyl Shuman: Noté que me gastaba miles de dólares al mes comprando cannabis para hacer el tipo de aceite que necesitábamos y en ese momento me estaba muriendo. Perdí casi todo: mi seguro, mis ahorros... Así que estaba en aprieto, en una situación desesperada. Cuando comencé a hablar con los otros pacientes fue interesante porque en aquel momento la experiencia más satisfactoria es salvar la vida de alguien y luego ser capaz de mantenerte con vida. Me volví adicta a ayudar a la gente y ayudarlos a mejorar. Me pareció que era una alternativa segura a alcohol o a los productos farmacéuticos, así que cuando mis amigos elegían consumir cannabis al final de un largo día, en vez de tomar una copa de vino, me sentía muy satisfecha. Y un día me encontré a un amiga de la escuela secundaria y me dijo: "Pensé que estabas muerta". Y le dije, "no, estoy viva y he estado usando marihuana. Y ahora tengo una tarjeta de marihuana medicinal".

shuman 1

 Mis amigos y yo trabajamos en la industria del entretenimiento, así que todos empezamos a cultivar un huerto juntos. Fuimos a la granja y les enseñé cómo cultivar cannabis y empezamos el Club de Cannabis de Beverly Hills. Tengo como 6 o 7 amigos famosos como Drew Barrimore o Cameron Diaz. Fue divertido porque quedábamos como cada noche y alquilábamos películas que veíamos mientras fumábamos marihuana. Y luego nuestra plantación comenzó a crecer y crecer y empezamos a hacer catas de cannabis porque cada vez teníamos nuevas variedades o sabores. Hay muchos tipos de cepas y variedades: sativas, indicas, con sabor de uva o ahumado... Es como el vino. Así que empezamos a hacer fiestas porque todos vivimos en casas muy bonitas y traíamos nuevas variedades de la granja a la mesa. Y luego empezamos a hacer extracciones. Sin esa conciencia la gente no sabría ni que existe el cannabis hoy en día. Así que me siento muy honrada y privilegiada de haber sido esa persona que inició este movimiento y cambió el curso de la historia. No seríamos lo que somos hoy si no hubiera descubierto esto. Creo que una mujer de Beverly Hill, una mujer de sociedad, una mujer que lleva trajes de diseñador y va a los eventos de la alfombra roja puede ser una buena abanderada del movimienot cannábico. Ha sido un viaje muy interesante.

Laura Rueda: ¿Crees que la marihuana sigue siendo todavía “cosa de hombres”?

Cherlyl Shuman: Bueno, la industria sigue dominada por los hombres y esa fue una de las razones principales por las que quise empezar a ser consejera. La industria del cannabis no es algo que puedas estudiar a la universidad y obtener un título. Aún no. Mi visión entonces era la de construir este tipo de Ángeles de Charlie, un grupo de mujeres pateadoras de culos que pueden ser independientes en su vida. Un equipo femenino, como son mis productoras. Para mí, las mujeres son el secreto de todo: publicidad, política o marketing. Si tienes a las mujeres votando en política, ganas las elecciones. El 87% de las decisiones en atención sanitaria, alimentos, etc son tomadas por las mujeres de la casa.

Así que sabía que podía convencer a las mujeres y las mamás para ponerse de pie y no llevarlo tan en secreto. No creerías cuántas mujeres salen del armario. Todavía recibo alrededor de 2700 correos electrónicos al día de mujeres inspiradas, con ganas de involucrarse y eso es exactamente lo que sucede. A veces salía en la televisión diciendo, "damas, no tenéis que ir al baño: tomadlo en la merienda, vaporizado". Usar cannabis es parte de una alternativa más segura a los productos farmacéuticos en lugar de tomar valium, beber o lo que sea. El cannabis es una hierba natural, que crece salvaje, es un material orgánico. Las mujeres me hablan porque me vieron en la televisión fumando y me dicen que quieren ser parte de esto. "Quiero trabajar en esto, mi mamá está enferma, mi hermana está enferma, enséñame a construir mi propia empresa..."Los cultivadores comenzaron a salir de las montañas y la gente empezó a salir del armario.

Y mi estrategia era como derrocar al gobierno, no pueden luchar contra todos nosotros y cuanto más grandes y fuertes somos, más podemos hacer. Algunas personas me acusan de “glamourizar” al cannabis. No creo que haya nada malo en eso. Mujeres glamourosas, mujeres ricas, mujeres de la sociedad, mujeres famosas ... todas usamos cannabis, así que ¿por qué no podemos glamourizarlo? ¿Por qué no podemos hacer que el uso de cannabis sea tan aceptable como un vaso de vino? ¿Por qué no? Así que he disfrutado mucho con la ciencia y estoy trabajando con los mejores científicos del mundo, desde Israel, Puerto Rico, Australia, Toronto, Vancouver, México... cada lugar en el mundo. Por eso quiero visitar  España.

Laura Rueda: Entonces, ¿cuál es el secreto de tu éxito?

Cherlyl Shuman: Para mí el secreto es ser mujer e incorporar el cannabis a tu vida. Me encanta lo que hago, no puedo imaginarme mi vida haciendo otra cosa. Ha sido muy satisfactorio porque me ha permitido usar todas mis habilidadesde negocios para construir esta industria: en los medios, en la comercialización, como relaciones públicas. Espero echar a andar 170 empresas, desde dispensarios hasta grandes operaciones de crecimiento en varios países. Hemos generado millones y millones de dólares porque esta es una industria en la que recuperas cada millón de dólares que inviertes, así que estoy muy contenta con el trabajo.Además, el Club de Cannabis de Beverly Hillis se está preparando para dar su salto a nivel internacional, por lo que se podrá comprar productos del club en cualquier país del mundo.

shuman 3

Estamos haciendo 420 resorts en Puerto Rico. Así que imagina poder ir a un hotel de resort y usar cannabis en su mesa durante la cena, en la piscina o donde sea sin preocuparte. Y tienes papel y toda la parafernalia en cada habitación. También estamos creando nuevos productos a través de la tecnología. Estoy trabajando con otro grupo de Israel que usa una nueva tecnología para detectar temprano el cáncer de piel. Así que es muy, muy interesante. Trabajar con inversores es realmente interesante para mí, porque es trabajar con gente nivel Rockefeller o nivel Kennedy, que son los mismos que demonizaron el cannabis en los años 30. Y ahora son las personas que vienen a decir "hey, el cannabis es una industria de 47 mil millones de dólares. ¡Yo quiero estar dentro! No sé nada al respecto, pero sabemos que tú sí sabes, y quiero invertir en el mejor cannabis". Así que hemos invertido más de 600 millones de dólares en negocios relacionados con la marihuana y sigue creciendo y creciendo y creciendo y creciendo y creciendo y creciendo... Estoy super emocionada y quiero seguir viajando por todo el mundo... Duermo alrededor de tres horas por noche.

Laura Rueda: No has tenido los mejores años de tu vida últimamente. ¿Qué te anima a continuar?

Cherlyl Shuman: Perder a mi madre ha sido una cosa muy triste… Después ser atropellada por un coche, ser sometida a una cirugía de emergencia... Pero digo, “Dios, estoy aquí, soy fuerte. Me golpeaste, pero no me vas a detener, porque todavía tengo una misión”. Cuando me vaya de este mundo quiero ser conocida como la mujer que cambió el curso de la historia por haber legalizado el cannabis y haber acabado con la prohibición. Quiero ser visto como alguien que ha potenciado y ayudado a las mujeres a ser una fuerza dominante en este espacio y quiero que mis hijos se sientan orgullosos de mí. Creo que eso es lo que realmente me mantiene.

No puedes caer más bajo de lo que yo he caído en mi vida y aún asítuve éxito. Creo que soy la prueba viviente de que el sueño americano es posible y creo que muchas personas pueden tener su propio sueño americano. Creo que esta planta puede curar multitud de enfermedades, que puede salvar al mundo, y ese es el motivo por el que lucho cada día. Amo a mis hermanos y a la hermandad. Es como cuando vas a un evento o una fiesta y alguien está hablando de marihuana y ves que tiene un vaporizador. Sientes esa conexión instantánea. Nosotros como comunidad estamos diciendo "hey hermano, hey hermana estamos en esto juntos". Y es el único producto que conozco que literalmente une a la gente en lugar de separarla. El alcohol hace enfadar a la gente. Nunca he visto a un consumidor de marihuana enfadarse o perder el control. Por lo general, nosreímosmucho.

El cannabis es lo mejor que me ha ocurrido en la vida y me resulta increíblemente irónico porque me crié en una granja de tabaco, como una campesina pobre, y ahora estoy dirigiendo la industria de cannabis más exitosa del mundo. Me hace reír un poco a veces, pero me encanta. Tengo que decirte algo, estar de vuelta en mi ciudad natales muy importante. Creo que para para todas las personas es importante volver, sobre todo cuando se llega a un nivel de éxito porque sientes que devuelves a ese lugar. Me siento muy afortunada de poder venir a mi ciudad natal.

En este punto de la conversación le agradezco a Cheryl, porque además de ser una superviviente ella es una gran activista, no sólo en América, sino en todo el mundo.

Cherlyl Shuman: He sido muy abierta a la hora de compartir mi vida, por eso la gente me pregunta “¿por qué compartes tanto? No deberías mostrarte de esa manera, tan débil". Me ven como empresaria o como celebridad y esa es sólo una parte de mi vida. Cuando comparto con la gente siempre digo "no soy perfecta,soy humana, igual que tú. Me enfrento a desafíos, como tú. Todavía soy una paciente, tengo una masa en mi hígado y plasmosis. Hay días que no puedo caminar y a veces tengo que utilizar una silla de ruedas ". Pero lo que quiero mostrar es que sí, que estoy bien ahora. Estoy asustada, no estoy segura de lo que va a pasar.

Y luego, cuando pueden ver eso, cuando son capaces de superar eso, siento que he compartido lo negativo en positivo. Extraño a mi madre terriblemente, pero siento que conseguir que la marihuana medicinal sea legal apenas unos meses después de perderla me obliga a seguir en la posición de seguir ayudando a las personas que lo necesitan y de nuevo estar en condiciones de cambiar la historia. Eso significa algo. Quiero ser capaz de ayudar a la gente, no importa lo mal que se encuentren, no importa si han perdido su casa o su trabajo. Mírame, me pasó todo eso y seguí avanzando, nada me va a detener de mi misión. Y si tienes ese enfoque, determinación, impulso, esa pasión que te hace despertar cada mañana y te hace querer tener otra gran cosa en este planeta y cambiar la vida de alguien, también puedes hacerlo, porque soy como la pobre niña que crecía en una granja sin agua ni electricidad. Si yo pude hacerlo, tú también puedes hacerlo. Quiero empoderarles. No tienes que ser rico. El camino está allí, ¡toma el camino!

shuman 8

Es junio y han pasado 8 meses desde que Cheryl y yo hablamos...

Justo después yo  que tuve un accidente patinando, me rompí el radio y me tuvieron que operar. Parece que nuestros caminos se han basado en una serie de catastróficas desdichas. Sin embargo, lo peor es que ahora Cheryl no está pasando por su mejor momento. Como siempre, utiliza sus videos de Facebook e Instagram para contarle a sus seguidores su vida: sus viajes, sesiones de fotos, entrevistas ... Durante unas semanas ha cambiado sus fotografías y videos por todo el mundo donde sale con activistas y artistas como Jackie Sponseller, Jodie Emery o Elijah Wood, para enseñarnos un escenario más desalentador, el Hospital Oncológico James Cancer. Cherlyl sigue dándonos malas noticias. Ha regresado a su ciudad natal en Ohio y en poco tiempo le han dicho que tiene cáncer de piel, cáncer de mama, problemas hepáticos y pulmonares y que tiene que enfrentarse a una doblemastectomía, a un trasplante de hígado y a una biopsia de pulmón.

Si he aprendido algo de mi charla con ella es que Cherlyl Shuman es una luchadoranata. Y por eso que se enfrenta a esta lucha personal con toda su fuerza y con una sonrisa porque todavía tiene el coraje de contarnos chistes y de hacernos bromas. Algo más fuerte que ella misma la mueve, la convicción de que una planta como el cannabis podría cambiar el mundo para mejor. "He trabajado muy duro para ayudar a construir la industria del cannabis y espero que puedas ayudarme con tus oraciones y buenos pensamientos durante este tiempo. Creo en el poder de las oraciones y la energía positiva". Te enviamos todo nuestro apoyo y admiración desde España, Cheryl.