Cerrar
LA PREFLORACIÓN DEL CANNABIS

LA PREFLORACIÓN DEL CANNABIS

Ramón Souto

La prefloración de la marihuana es una etapa de transición, período de paso entre el crecimiento y la floración. En ese momento, las plantas harán visible su sexo, una vez llegadas a su madurez sexual.

Durante la fase de la prefloración, es necesario estar pendientes de las plantas, por si hubiera algún hermafroditismo retirarlo lo antes posible. En el caso del cultivo de regulares, es el momento de separar los machos de las hembras, pues si no serán polinizadas. Se suelen distinguir fácilmente, ya que los machos se alargan por encima de las hembras, facilitando así el proceso de polinización.

En el caso de las autoflorecientes, la prefloración llegará de forma automática, esto se debe a que no dependen de ningún fotoperíodo.

¿Cuándo comienza la prefloración en interior?

En los cultivos de interior, al ser los que controlamos el clima y el fotoperíodo, decidimos nosotros cuándo empezar la fase. Una vez cambiado el ciclo de luz de 18 a 12 horas de luz, comenzará la fase de prefloración de nuestras plantas.

Es una fase corta que dura alrededor de 10-15 días, aunque puede ser más larga, sobre todo en variedades sativas 100% (Malawi, Golden Tiger, Punto Rojo…).

En interior, podemos tomar como medida aproximada 30-40cm. Cuando las plantes alcancen este tamaño, las pasaremos a floración.

¿Cuándo comienza la prefloración en exterior?

La prefloración está vinculada al solsticio de verano, es el momento en el que llega al máximo de horas de luz diarias, para ir reduciéndose progresivamente según se acerca el otoño.

La prefloración del cannabis en exterior ocurre de una forma gradual. En el hemisferio norte comienza sobre el 20–22 de junio, mientras que, en el hemisferio sur es alrededor del 21–23 de septiembre.

¿Qué ocurre en la prefloración del cannabis?

Durante la noche, el cannabis genera una hormona conocida como florigen, que llegado el día se destruye. Cuando las noches se alargan, la hormona puede completar su ciclo. Si este se repite durante días, comienza la fase de prefloración.

En interior ocurre rápidamente al cambiar bruscamente de 18 a 12 horas de luz. Cuando cultivamos en exterior este tiempo se alarga muchos más, ya que se van perdiendo horas de luz cada día de forma paulatina.

Durante esta fase las plantas pueden llegar a doblar e incluso triplicar su altura, dependiendo de la genética. Es muy importante el control de la altura en interior. En caso de desconocer cuánto crecen en floración, recomendamos que preguntéis al banco de semillas.

Consejos para la prefloración

  • Podemos aprovechar el principio de la prefloración para realizar nuestras últimas podas.
  • Si queremos realizar algún trasplante, es necesario realizarlo antes de esta fase.
  • Es necesario seguir realizando tratamientos preventivos antes de que nuestros cogollos engorden ¡Luego puede ser tarde!
  • Podemos emplear fitofortificantes o productos ricos en silicio, ayudaremos a fortalecer los tallos y ramas, ellos se encargarán de soportar el peso de las flores.
  • Durante la fase de prefloración, las plantas al duplicar su altura tienen una alta demanda de nitrógeno, por eso es aconsejable darle un extra de fertilizante de crecimiento. Un exceso puede provocar un retraso en el comienzo de la floración.
  • En interior, las plantas tienen que encontrarse completamente a oscuras durante la fase nocturna. En exterior, no pueden recibir ningún tipo de luz que no sea la de la luna, por ejemplo una farola. Si fallamos en los puntos anteriores nuestras plantas nunca entrarán en floración. En caso de que la floración ya estuviera avanzada y recibieran luz durante la noche, se produciría un proceso conocido como revegetación.
  • En interior, podemos usar fotoperíodos distintos para acelerar la floración, como 11 horas de luz y 13 de oscuridad. Esta técnica es empleada en los cultivos de sativas para reducir su estiramiento.
  • En esta etapa comenzamos a aplicar dosis de fertilizantes de floración en cantidades más reducidas. Yo suelo aplicar la mitad de la dosis recomendada por los fabricantes.

Es importante conocer las fases de la planta y las necesidades en cada una de ellas. Cuando vamos reconociendo lo que la planta necesita, estaremos dando un gran avance, porque sabremos qué ir haciendo y actuaremos lo antes posible.

Espero que os haya gustado y hayáis aprendido alguna cosa nueva. Os deseo unos buenos humos y mejores cosechas.

Cerrar

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información

ACEPTAR
Aviso de cookies
¿Eres mayor de edad? Este sitio web requiere que tengas 18 años de edad o más. Verifique su edad para ver el contenido o haga clic en "No" para salir.